viernes, abril 19

Descontón de Jesús Ramírez al Presidente, en plena Mañanera. Por Jesús López Segura

0
259

“Son los ciudadanos los que deben juzgar o calificar la labor de los medios de comunicación, no el Gobierno”

El arrastrado lambiscón, Lord Molécula, le pregunta a Jesús Ramírez, en la Mañanera, si “los medios comerciales y de manipulación” son un lastre para la democracia. El vocero trata de cuidarse las espaldas a sí mismo y se olvida de proteger a su jefe:

“Bueno, señalando la cultura democrática de la que provenimos; considerando el pensamiento liberal de nuestro país, como lo ha establecido el propio Presidente de la República en este mismo espacio, creemos, como decían los liberales, que la prensa se regula con la prensa; o dicho de otra manera, son las audiencias, son los ciudadanos los que deben juzgar o calificar la labor de los medios de comunicación, NO EL GOBIERNO”.Jesús Ramírez Cuevas

Parecer que don Jesús Ramírez sufre -como la mayoría de los voceros- el síndrome del pánico escénico, que habitualmente los deja mudos, por lo que prefieren darle cuerda al jefe para que sea él quien trate, ante los medios, temas delicados y evitar, así, malentendidos.

Con su insufrible estilo zalamero, Lord Molécula obligó a don Chucho Ramírez a emitir un juicio sobre “si los medios comerciales y de manipulación son un lastre para la democracia”, dejándolo ante la disyuntiva de emular las feroces críticas que el presidente acostumbra prodigar contra poderosos medios y periodistas, que el propio Chucho alienta, o manejarse en términos diplomáticos que le permitan estar a salvo de las críticas de esos periodistas y medios resentidos por el mal trato que reciben.

Al optar por salvar su propio pellejo y no el del Presidente, Ramírez no pudo evitar darle un tremendo raspón a don Andrés, al advertir que “son las audiencias, los ciudadanos los que deben juzgar o calificar la labor de los medios de comunicación, y no el gobierno”.Jesús Ramírez Cuevas dice que el gobierno no debe juzgar ni controlar a los medios de comunicación

Esta actitud francamente cobarde del vocero se ve ratificada cada miércoles cuando ha preferido poner de ponching bag a la señora Vilchis, y resguardarse él de presentar personalmente los ataques a la prensa que tanto complacen al mandatario.

“Porque pues finalmente, el gobierno está para servir a México, al pueblo de México, y en todo caso, los medios de comunicación que tienen una responsabilidad social de informar y de dar a conocer la situación del país, los problemas y las opiniones que se vierten, pues tienen una responsabilidad con sus audiencias y con los ciudadanos. Es a ellos a quienes se deben y si los traicionan, o los intentan manipular, pues serán los propios ciudadanos los que lo juzguen”, concluye Jesús Ramírez.

Comments are closed.