viernes, mayo 17

En Acapulco prevalece la destrucción y el abandono, aparte de la criminalidad desatada

0
141

Prestadores de servicios turísticos estiman que la recuperación se dará hasta el 2026

El turismo en Acapulco continúa enfrentando dificultades a medida que la ciudad lucha por recuperarse del devastador impacto del huracán Otis. A pesar de los informes optimistas de las autoridades, la reconstrucción avanza lentamente, dejando a los comerciantes y prestadores de servicios angustiados por el futuro, plantea en un reportaje amplio la revista Proceso.Acapulco devastado

La rehabilitación hotelera apenas alcanza el 30%, mientras que la inseguridad y la violencia siguen siendo problemas persistentes. En la emblemática avenida Costera Miguel Alemán, la ausencia de semáforos y el cierre de numerosos restaurantes son un recordatorio constante de los estragos causados por el huracán.

Los comerciantes han optado en muchos casos por no denunciar la extorsión perpetrada por grupos criminales, lo que refleja una creencia generalizada de que la autoridad no está haciendo lo suficiente para abordar el problema, tal como ocurre en el resto del país como consecuencia de la política oficial de “abrazos y no balazos” a la delincuencia.

Violencia en Acapulco

A pesar de los esfuerzos por revitalizar el turismo en Acapulco, dirigentes del sector estiman que la rehabilitación completa podría llevar hasta 2026. El huracán Otis, una tormenta de categoría 5 que golpeó la ciudad en octubre de 2023, dejó un rastro de destrucción que aún se está enfrentando, con el 80% de la infraestructura hotelera, residencial, comercial, eléctrica y de telecomunicaciones afectada.

Aunque durante el Tianguis Turístico se informaron cifras alentadoras sobre la ocupación hotelera y el consumo turístico, la competencia con destinos como Cancún sigue siendo un desafío significativo para Acapulco.

Acapulco

El cierre de negocios y la falta de rehabilitación de hoteles son dos de los principales obstáculos que impiden la recuperación del turismo en la zona. Además, la persistente inseguridad ha generado preocupaciones adicionales, con casos recientes de violencia, incluido el asesinato del director de la policía vial de Acapulco durante el Tianguis Turístico.

Los esfuerzos de reconstrucción se ven obstaculizados por la falta de recursos y la complejidad de los desafíos que enfrenta la ciudad. A pesar de los llamados de los empresarios y comerciantes al gobierno para abordar estos problemas, el camino hacia la plena recuperación de Acapulco sigue siendo incierto.

Comments are closed.